3 feb. 2012

Pegavos la patada

Lladronen paz y quietú a los probes. Amburando la paciencia infinita de la xente, esboliguen les sos pallabres pel filu l'insultu. Ehí tán, ehí agarren más de lo qu'atropar pueden les sos manes. Sinvergüences del capital, timócrates afuracando entá más la resignación en mio casa.

¡Timócrates d’esta era, usurpadores de la semántica, combayones del capital, temblái! Nun tais namás quedando como la gocha, sinón tamién col culu al aire. Asina ye más cenciello pegavos la patada.

1 comentario:

  1. Anónimo6/2/12 9:37

    el Tarabicu, auto-entrevistáu, nel so blogue : "La unidad, por la que tanto luchamos algunos con tan poco éxito, podría acelerarse". De risa.

    ResponderEliminar